Acogió a los ascetas cristianos estuvo ocupado desde el siglo IV al VIII

Aislado en el desierto de Egipto, el oasis de al-Bahariya acogió a los ascetas cristianos desde el siglo IV al VIII

Una misión arqueológica franco-noruega ha descubierto nuevos restos de edificios cristianos de la Antigüedad tardía en el desierto occidental de Egipto, lo que indica la vida monástica en la región en el siglo V, anunció el sábado el Ministerio de Antigüedades de Egipto.

“La misión franco-noruega descubrió (…) en el sitio de Tell Ganoub Kasr al-Agouz, en el oasis de al-Bahariya, varios edificios construidos en basalto, tallados en piedra y ladrillo”, según un comunicado de prensa del ministerio.

egipto monasterio siglo 4 a

Estos corresponden a “seis sectores que albergan los restos de tres iglesias y celdas de monjes” cuyas “paredes llevan grafitis y símbolos con connotaciones coptas”, dijo el responsable de antigüedades islámicas, coptas y judías, Oussama Talaat, citado en el documento.

También citado por el ministerio, el jefe de la misión, Victor Ghica, cree que este descubrimiento permite comprender “el desarrollo de los edificios y la formación de las primeras comunidades monásticas” en esta región egipcia.

En Egipto descubren uno de los monasterios más antiguos del mundo 1

Además, agregó que en 2020 se descubrieron “19 edificios y una iglesia tallada en piedra”. La iglesia tenía “en sus muros inscripciones religiosas” y bíblicas “en griego” que indicaban “la naturaleza monástica de la vida en la zona” y la “presencia de monjes del siglo V” de nuestra era.

Aislado en el desierto, en el suroeste de Egipto, lejos de los pueblos conocidos de la época romana, el sitio que acogió a los ascetas cristianos estuvo ocupado desde el siglo IV al VIII con un probable pico de actividad alrededor de los siglos V y VI, según al sitio web del Instituto Francés de Arqueología Oriental (IFAO) a cargo de la misión.

En Egipto descubren uno de los monasterios más antiguos del mundo 2

Esta campaña de excavación es la tercera que se lleva a cabo en el sitio, después de las de 2009 y 2013.

Las anteriores ya habían “sacado a la luz nuevos temas (…) como la producción y conservación del vino, así como la cría de ganado en un contexto monástico o incluso contactos comerciales con diversas regiones del Imperio Bizantino”, especifica el sitio web de IFAO.

El Cairo ha anunciado importantes descubrimientos arqueológicos en los últimos meses y espera que ayuden a reactivar el turismo, un sector clave socavado hoy por la pandemia de coronavirus.

En febrero, el Ministerio de Turismo de Egipto reveló la existencia de una fábrica de cerveza de producción a gran escala que sería “la más antigua” del mundo, en el sitio arqueológico de Abydos (sur).