«De los datos meramente anecdóticos –indicó Introvigne– quisimos pasar a un sondeo científico. Difundimos un cuestionario a través de la técnica llamada “a cascada” que usa las redes sociales Facebook y Twitter. De una muestra de doscientos sacerdotes y religiosos, el 53% afirmó que había percibido en la propia comunidad un aumento de las personas que se volvían a acercar a la Iglesia o se confiesan».

Balance del mes de Pontificado del Papa Francisco

Una investigación del CENSUR confirma el dato del aumento de las confesiones

«De los datos meramente anecdóticos –indicó Introvigne– quisimos pasar a un sondeo científico. Difundimos un cuestionario a través de la técnica llamada “a cascada” que usa las redes sociales Facebook y Twitter. De una muestra de doscientos sacerdotes y religiosos, el 53% afirmó que había percibido en la propia comunidad un aumento de las personas que se volvían a acercar a la Iglesia o se confiesan».
ANDREA TORNIELLI
CIUDAD DEL VATICANO

Hoy por la tarde presentarán en la ciudad de Turín la investigación de Alianza Católica y del CENSUR (Centro de Estudios sobre las Nuevas Religiones), el instituto de investigación sobre las religiones que dirige el sociólogo Massimo Introvigne. Se trata de un sondeo sobre el “efecto Bergoglio”, es decir el regreso a la Iglesia y a los sacramentos por parte de personas que se habían alejado de ella y que se sintieron atraídas por las palabras del Papa Bergoglio sobre la misericordia y el perdón.

«De los datos meramente anecdóticos –indicó Introvigne– quisimos pasar a un sondeo científico, aunque preliminar. Difundimos un cuestionario a través de la técnica llamada “a cascada” que usa las redes sociales Facebook y Twitter, a partir de grupos particularmente frecuentados por católicos».

«Admitiendo que, como todas las técnicas, esta también presenta ventajas y límites en cuanto al muestreo y que los efectos relacionados con los primeros meses de un nuevo Pontificado siempre deben ser verificados tras algunos meses de distancia para confirmar si son efímeros o duraderos, de una muestra de doscientos sacerdotes y religiosos, el 53% afirmó que había percibido en la propia comunidad un aumento de las personas que se volvían a acercar a la Iglesia o se confiesan, e indicaron que estas personas citan explícitamente las llamadas del Papa Francisco como motivo de su vuelta a la práctica religiosa».

Según el estudio, en el 43,8% de estos casos el aumento de los fieles se define como “consistente”. «Lo indican sobre todo los religiosos (66,7%) con respecto a los sacerdotes diocesanos (50%). Y, para el 64,2% de la muestra, el incremento está relacionado particularmente con las confesiones».

Los datos, concluye el sociólogo, son, a pesar de los límites de la investigación «muy significativos. Un efecto que se revela en más de la mitad de una muestra es un fenómeno y no solo existe, sino que tiene una gran relevancia.

Si tratáramos de traducir los datos en términos numéricos y a escala nacional, en relación con la mitad de las parroquias y de las comunidades, deberíamos hablar de miles de personas que se han vuelto a acercar a la Iglesia siguiendo las invitaciones del Papa Francisco. Naturalmente, el efecto Francisco también es un efecto Ratzinger: muchos afirman espontáneamente que se conmovieron también por la renuncia de Benedicto XVI. Y el efecto será confirmado con el paso del tiempo. Desde ahora, podemos afirmar que no se trata de impresiones o de anécdotas, sino de datos reales».

www.vaticaninsider.es